Ediciones Morata

Su cesta de la compra esta vacía

¿Qué ocurrió en la plaza de Tiananmen?

Fecha de creación

05 de Junio de 2012
Ayer fue el aniversario de la matanza de Tiananmen,  han pasado 23 años y todavía no se sabe qué pasó en realidad. 
Como afirma Ann Kramer en su libro de Derechos humanos ciertos acontecimientos son tan dramáticos que sobrecogen,  llegar a saber la verdad sobre ellos puede resultar una empresa muy compleja. A continuación reproducimos un texto donde la autora expone cómo ocurrieron los hechos y cuáles fueron las reacciones de los distintos países ante ellos. 

"Durante siete semanas, de abril a junio de 1989, miles o quizá millones de estudiantes y obreros chinos se manifestaron en Pekín (China) y por todo el país. Las razones de la protesta eran muchas, entre lo que pedían estaba la libertad de prensa y el fin de la corrupción gubernamental. Los manifestantes ocuparon la Plaza de Tiananmen y miles comenzaron una huelga de hambre. Como las protestas y las manifestaciones iban en aumento, el Gobierno chino declaró la ley marcial y envió tropas y tanques para vaciar la Plaza y acallar las protestas. El enfrentamiento fue muy violento y hubo muchos muertos tanto civiles como militares.

Tratamiento en los medios de comunicación
Cuando esto ocurrió, gran parte de la prensa mundial se había trasladado a China para cubrir la visita del anterior dirigente soviético, Mikhail Gorbachov. La CNN y otros medios retransmitieron los acontecimientos de la Plaza de Tiananmen y la brutal represión a medida que sucedían. Estas noticias dominaron la prensa durante días.

Diferentes opiniones
Un documento desclasificado del Departamento de Estado Norteamericano y fechado en junio de 1989 decía: “El modo en que el Gobierno de [la República Popular de China] … decide tratar a aquellos de sus ciudadanos involucrados en los recientes acontecimientos es … un asunto interno. La forma en que [EE.UU. y] … los norteamericanos consideran esa actividad es … un asunto interno. Ambos serán determinados por las tradiciones, cultura y valores que son propios de cada país”.
¿Tiene todo el mundo la misma opinión sobre estos temas?

Los reportajes de los medios de comunicación occidentales eran favorables a los manifestantes y describían las protestas como un movimiento “a favor de la democracia”. Estados Unidos, el Reino Unido, y otros Gobiernos occidentales condenaron la forma en que la protesta fue sofocada. Las informaciones lo describieron como una “masacre” o una operación militar “sangrienta”. Hubo un sin fin de documentos gráficos sobre la brutalidad y descripciones de estudiantes heridos en los hospitales. La entonces primera ministra inglesa, Margaret Thatcher, dijo que estaba “horrorizada y consternada por el uso de las armas de fuego”. El anterior presidente norteamericano George Bush manifestó que lamentaba profundamente el
uso de la fuerza.

La prensa china, el Diario del Pueblo, acusó a los estudiantes y manifestantes de conspiración para desestabilizar el régimen. Se les llamaba “agitadores” que intentaban “romper el orden social”. Mientras tanto el Gobierno chino por un lado censuraba y controlaba el tratamiento de los acontecimientos en los medios para que el mundo rural no supiese lo que ocurría. Y por otro, limitaba el acceso a la prensa extranjera y desmentía las informaciones que hablaban de matanza.

¿Quién dice la verdad?"

Agregar comentario